Conferencia Episcopal de Nicaragua condena asesinatos







Managua.- El presidente de la Conferencia Episcopal de Nicaragua, Leopoldo Brenes, condenó hoy los últimos asesinatos ocurridos durante esta semana en el país, entre ellos el de un empresario y tres miembros de una misma familia. "Por parte nuestra verdaderamente es condenable, porque se ha atentado contra la vida", dijo en rueda de prensa Brenes, también arzobispo de Managua. El religioso lamentó que esos crímenes sucedieran "prácticamente a un mes de las elecciones" generales del 6 de noviembre próximo. El empresario Pablo José Urbina Lara fue asesinado el miércoles pasado por cuatro encapuchados en un hotel de su propiedad, ubicado en el centro de Managua, destacó la agencia EFE.

El cadáver del empresario, hermano del reconocido abogado y "ex contra" antisandinista Manuel Urbina Lara, fue encontrado atado con sábanas en pies y manos, amordazado y sin impactos de bala. Por otro lado, las autoridades informaron del asesinato de tres miembros de una familia en el municipio de Tipitapa, a 22 kilómetros al este de Managua, un día después, presuntamente vinculado a una "pasada de cuentas". Esa familia, dijo Brenes, fue "brutalmente asesinada y creo que esto debe ser condenado por todos, porque se está violando a la persona humana". El obispo sostuvo que la Iglesia católica siente en "carne propia" esos crímenes, porque sufrió el asesinato del sacerdote Marlon Pupiro el pasado 20 de agosto.

"A nosotros nos toca muy de cerca por la muerte del padre Pupiro y también por las amenazas que tienen algunos sacerdotes", apuntó. El cadáver de Pupiro, de 40 años, fue encontrado envuelto con bolsas negras el pasado 23 de agosto a 16,5 kilómetros al oeste de Managua. Yásker Blandón, asesino confeso del sacerdote, fue condenado a 30 años de prisión por la justicia nicaragüense, pero la Iglesia católica, la familia de Pupiro y cientos de ciudadanos han demandado a las autoridades "toda la verdad" y han criticado la investigación oficial por tener "puntos oscuros".

Carta Bodán



Comments